Make your own free website on Tripod.com

www.sociolocos.tk

Vicente Gabriel.

BIENVENIDA A LOS SOLDADOS


“Formado el batallón rígido humilla
al pobre decertor ya aprehendido
que sobre el patio del cuartel tendido
siente el roce brutal de la varilla ..."

Carlos Pezoa Veliz



He llegado a nuevas indias
mundos curtidos de polvo
como enredaderas de la memoria.

Vuelvo donde nace la lava.
Una anciana se sonríe diciéndome:
“ Bienvenido al trauma de tu cuerpo”.

Escapo del hombre calibre 36,
ojos de pólvora, mirada de sangre,
voz de verdugo camuflado.

No deseo darle la mano
cumplir ordenen de culata
cargar armas que me fusilan la espalda.

Bienvenido me dijeron antes de morir,
bienvenido perro de la patria,
sonrieron los demonios en mi estomago.

SEMILLAS DEL BOSQUE


“Con tu puedo y con mi quiero
vamos juntos compañero”

Mario Benedetti




Se perdieron en la selva valdiviana. Dos semillas. Se escondieron en el barro,
en la humedad de las hojas caídas. Durmieron cien, y no diez años,en la eternidad de la tierra, en el infinito del agua. Sacaron
un vientre de madera, leyeron los arboles, escribieron las hojas; levantaron un tronquito verde claro, de dos flores blancas. Sinónimas de paz.

El hombre les acuso de maleza. El hombre les arranco de inmediato; volvieron bajo tierra, las semillas estaban y levantaron su voz,poco a poquito, el tronquito verde claro a la luz, esta vez con espinas.

El hombre, nuevamente, les acuso de maleza; intento arrancarles pero hirió sus manos y mancho los pétalos de la flor blanca
y de la flor negra, con el rojo de su sangre, así nacieron
la rosa roja y la rosa rojo y negro. El hombre anonadado escribió poesía a tal belleza que contrastaba con el verde selvático.
Los pájaros y mariposas buscan el polen de las rosas.
CARTA A PABLO NERUDA



Sí, si puedes pasar
solo si encuentras espacio en este desorden de ideas.

Espera que termine de hablar con las plantas,
de dar consejos a las palomas del tejado
de conversar con el punto final de un texto.

Quédate sentado en el sofá de papel,
sírvete una copa de mis lagrimas,
pero tranquilo, no toques nada
me desespera que toquen mi colección de secretos.

Sé que vienes caminando desde el cobre silencioso,
se te nota en el polvo rojizo de la boina,
también del sur sangriento que llora carbón.

Límpiate los pies o sácate los zapatos
las manchas de carbón no salen fácilmente del piso.

Como marinero que viene y se va
dejaste el Parral empapado
te hiciste locomotora hasta Santiago
bajaste del hierro, del vapor
del hierro, de Neftalí Reyes
subiendo a un barco en plena tormenta.

Debes venir cansado o tal vez mareado
en tu imaginación,
¿qué seria de ti si yo no tuviera este vaso de agua?
¿qué seria de nosotros sin Neruda, sin Isla Negra
o sin Guillermina?
estimulo innato de la metáfora
preso por la boina negra de la palabra melancolía.

Tu España late
tu Guernica sangra
bombea tinta verde de esperanza,
se hacen cantos tus latidos de vitacoras
aun estas barado en Machupichu
y tu capitan, navegas en mis pupilas.

Los ojos le mueren a cualquiera
si las metralletas buscan oler sangre
si la barba no resiste un nuevo exilio
si la felicidad la pisa una bota,
no sigas muriendo a latigazos,
al desangrar elegias a ti mismo.
Pasa, se que buscas un refugio,
descansemos en un vino encapuchado
para que los pulmones se inflen
con un poco de tranquilidad,
para que se sequen las lagrimas
y los labios suelten la sutileza del mar.

Léeme tus versos que tanto quieren robarnos
léeme en silencio el poema 15 de los veinte de barro
dale esa rima de caballo salvaje a tu lectura,
de hacha de pueblo y te escuchare:
siempre que tu leas mis inútiles versos del caribe.

 

 

 

 

 

TU VIENTRE


“Menos tu vientre todo es oscuro,
menos tu vientre todo segundo fugaz
cansado, polvos sin mundo..."

Miguel Hernandez


Tu vientre es copihue
palabra insumisa en mis oidos
gemido de condor
suavidad de puma
difraz de bosque austral
dialecto de lluvia
sabor a chicha de manzana
rebelion de lanza peñi.

Soy clandestino de tu vientre
me paseo entre sus arboles
entre sus raices de magnolio
en su humedad de nalca
cabalgo a mi propia justicia
siento todo su peso en mis hombros.

Me consume la serpientede tu utero
beso la jauria de tus besos
retiro mi pasamontañas
hago una guerrilla cara a cara
me aferro al sumbido de tu piel.

Cobijo mis miedos en ti magnolia
amamanto mi esperanza en ti
desde la oscuridad dentro tuyo
veo un rayito trigal del sol
palpo tu pistilo de risa
no tengo mas arma que cerrar los ojos;
dejo de ser y vuelvo a ser,
un duelo con la polvora de tu cuerpo.



a mi compañera
EN ESTOS DIAS COMPAÑERA



En estos dias compañera
no nos queda nada
nada mas que el llanto
y una risa inutil bajo la almohada.

Son dias de contrabando
de esperanzas contra el vidrio
de ilusiones bajo el zapato.

Llevo tu mano a mi pecho
el recuerdo a mis pies
el petalo al pistilo
la pequeña primavera
que hospeda en nosotros.

¡¡ No llores que no estamos vencidos!!
no llores roba de mi risa
no llores rie en mi.

Respiramos cansancio de mar
exalamos polvo
resistimos mil caballos, galopando
en nuestra espalda desnuda:

¡¡Sin llanto!!

sin quejarnos en el oido
de lo duro que son los golpes
por pensar distinto.

El canasancio es algo natural
cansancio en los ojos
en el cuerpo ante el cañon
en la vena ante el filo,
mi lapiz se cansa asi como mi mano.

Cuidemos lo que hay bajo la almohada
ese hijo que es nuestro, nuestro
y nos delata que el fruto
aun no esta derrotado.


a mi compañera

 

 

 

 

 

 

 

www.sociolocos.tk