Make your own free website on Tripod.com

¿gatos embotellados?

Febrero, 2003.


 

La idea es la siguiente:

 Algunos (quienes lo hayan recibido) recordaran un mail pidiendo que te unieras contra unos "malos señores" vendían gatos embotellados, parece increíble al visitar el sitio web que aparece en la pagina y con fotos y un esquema nos mostraban el proceso por el cual "los gatos podían ser embotellados", presentado en un "sitio muy creíble" para muchos, no es mas que el resultado de una investigación de estudiantes de periodismo de una universidad norteamericana, con el que pretendían dejar planteada un problema,  


 Quizás ya te llego por e-mail una petición de enviar e-mail de repudio a un sitio web donde “venden gatos embotellados” es interesante analizar que es lo que ocurre con este tipo de e-mails

El sitio en cuestión es :

http://www.bonsaikitten.com

 

El engaño virtual o también conocido como "hoax"  ha causado gran polémica unos meses tiene que ver con el sitio web www.bonsaikitten.com donde el mensaje que ha circulado (en varios idiomas) repudiando el sitio donde, supuestamente, venden "gatos embotellados". En la pagina se puede leer que la finalidad de esto sería "preservar el viejo y perdido arte de modificar el cuerpo de las mascotas".


La práctica consistiría en introducir un gato recién nacido en un frasco de vidrio "cuando sus huesos aun no se han formado y adquirido consistencia ósea", alimentarlo por medio de una sonda y remover sus excrementos de la misma manera. El gato tomaría gradualmente la forma del frasco mientras se desarrolla, y posteriormente podría ser extraído convirtiéndose en una "mascota muy decorativa" que, según el sitio, está muy de moda en Nueva York y otras metrópolis.


No sorprende que este tratamiento inhumano para con los pequeños felinos despertara el repudio y la indignación de muchas personas y organizaciones protectoras de animales. Y, gracias al uso generalizado del correo electrónico, se generaron cadenas de mensajes que crecieron exponencialmente, invitando a acabar con el sitio y a castigar a un supuesto Dr. Michael Wong Chang, quien sería su propietario y promotor de la salvaje práctica.


Incluso la Oficina Federal de Investigaciones de los Estados Unidos (FBI, por sus siglas en inglés) inició en Febrero una investigación sobre el tema, como lo documenta un artículo publicado por Wired.com. Al comprobarse que solo se trataba de una broma de mal gusto, el FBI desistió en su investigación. El sitio habría podido ser enjuiciado -si las imágenes fueran reales- por una ley aprobada por el Congreso de los Estados Unidos en 1999, según la cual es un delito exhibir imágenes relacionadas con la crueldad contra los animales.


Montaje barato
La farsa de Bonsaikitten.com tuvo su origen en los servidores del Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT), cuando un estudiante de postgrado ideó la broma pesada y montó el sitio en la red de la universidad. Ante el revuelo ocasionado, el sitio fue expulsado de los servidores de MIT y desde entonces ha migrado de un proveedor de hosting a otro, encontrándose en la actualidad albergado en las máquinas de Soylent, en Mountain View, California. Soylent provee hosting a sitios de contenido cuestionable (la pornografía parece ser su especialidad), entre los que se encuentra la página Roten.com (del inglés "podrido"). Según información disponible de manera gratuita en Netcraft.com, el sitio del sádico Dr. Wong y sus gatos deformes cuenta con un servidor Web Apache/1.2.6, corriendo en un sistema operativo Linux. Netcraft también permite confirmar que el sitio estuvo hospedado por última vez el 21 de diciembre pasado en los servidores de MIT y que pasó por los servidores de un proveedor "decente" llamado Web2010.


 Existen varios factores que permiten reconocer la farsa asociada con Bonsaikitten.com. Por una parte, el sitio no provee fotografías de los gatos deformes fuera de sus frascos (en otras palabras, el "producto terminado") y solo muestra unos montajes realizados con alguna herramienta de edición gráfica -como Photoshop, Fireworks o Paintshop Pro- en los cuales se observan gatitos parcialmente introducidos en frascos de vidrio. Si los gatos bonsái existieran, tendrían que existir fotografías que lo documentaran. De hecho, el sitio Cruel.com hizo un montaje similar pero con la cabeza de una persona metida en un frasco, con el objetivo de demostrar la facilidad con la que se puede crear un engaño fotográfico, en un medio de baja resolución como lo es Internet.